Crece la desigualdad en Argentina

ACTUALIDAD 26 de junio de 2024 Por Esteban Díaz Romero
pobreza-cartonero-evita-desarrollo-social-800x450

El informe del Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec) alerta que la desigualdad de ingresos creció a su valor más alto desde el segundo trimestre de 2016.

El Coeficiente de Gini, que mide el nivel de disparidad entre los mejores  y peores ingresos, trepó al 0,467, su valor más alto desde al menos el segundo trimestre de 2016.

“La brecha calculada entre la mediana del decil 10 y el decil 1 de ingreso per cápita familiar de la población fue de 15. La brecha de la mediana aumentó un punto, tanto en la comparación interanual, con respecto al primer trimestre de 2023, como en relación al último trimestre con aguinaldo”, detalla.

El informe de Evolución de la distribución del Ingreso indica que respecto a los 31 aglomerados que formaron parte del relevamiento, la suma total de ingresos para el total de la población  fue de $6.915.757 millones.

Esto se traduce en un incremento de 198,4 por ciento en relación con igual trimestre de 2023, lo que muestra un fuerte golpe en el poder adquisitivo, si se compara con una inflación interanual que a marzo era de 287,9 por ciento.

El ingreso promedio per cápita del total de la población, alcanzó los 233.695 pesos, mientras que la mediana del ingreso per cápita fue de 155.000. 

Del total de la población, el 62,2 por ciento percibió algún tipo de ingreso, lo que allí el promedio se eleva a 369.085 pesos, donde persiste la brecha de género con ingresos para los varones por 429.741 promedio vs 310.064 de las mujeres. La diferencia llega al 38,6 por ciento.

Respecto de la fuente de ingresos por hogar, el 76,8 por ciento corresponde a ingresos laborales mientras que el restante 23,2 son ingresos no laborales (jubilaciones y pensiones, alquileres, cuotas de alimentos o ayudas).

Respecto a la población ocupada, se registró un ingreso promedio de 350.593 pesos. El ingreso promedio de los primeros cuatro deciles de la población (los más pobres), fue de 118.759, el ingreso promedio del estrato medio (deciles del 5 a 8) fue de 329.826, y el ingreso de los deciles 9 y 10 fue de 855.881 pesos.

El peso de los ingresos no laborales en los hogares más pobres representó el 62,6 por ciento del total, lo cual implicó una significativa suba respecto del 57,6% del primer trimestre de 2023.

Te puede interesar